DESCUBREN BACTERIA QUE PROTEGE DEL VIH

Por medio del estudio del cultivo de células vaginales, científicos de la Universidad de Texas (UTMB) en Galveston y el Instituto de Ciencias Oak Crest en Pasadena, California, ambos en Estados Unidos, creen haber identificado las bacterias que protegen a las mujeres de infecciones de transmisión sexual, como la causada por el Virus de la Inmunodeficiencia Humana (VIH).

Mediante un nuevo método para el estudio de la relación entre las células de la piel y las bacterias buenas, lograron cultivar células vaginales humanas con el fin de crear superficies que soportan la colonización de complejas comunidades bacterianas buenas y malas, recogidas durante exámenes ginecológicos de rutina (las comunidades de bacterias nunca antes habían sido cultivadas exitosamente fuera un ser humano).

El grupo de investigación de la UTMB, dirigido por Richard Pyles, informa que al utilizar este modelo de la vagina humana, descubrieron que ciertas comunidades bacterianas alteran la forma en que el VIH se infecta y se replica. Este modelo de laboratorio permitirá una evaluación cuidadosa y controlada de la compleja comunidad bacteriana con el fin de identificar aquellas especies que debilitan las defensas contra el VIH.

Asimismo, considera que este modelo brindará la oportunidad de estudiar la forma en que estas especies de comunidades bacterianas mixtas cambian la actividad de la vagina, incluyendo el uso productos de venta libre, como las duchas vaginales, los medicamentos de venta con receta y los anticonceptivos.

Este tipo de estudios son muy difíciles o incluso imposibles de completar en las mujeres que participan en ensayos clínicos, indicó Pyles. El informe documentó el potencial de la evaluación de los medicamentos antimicrobianos actuales y futuros y su interacción con las bacterias buenas y malas.

En estudios actuales, una comunidad bacteriana asociada a una afección llamada vaginosis bacteriana sintomática reduce sustancialmente la actividad antiviral de uno de los principales medicamentos contra el VIH. Por el contrario, las superficies vaginales ocupadas por bacterias saludables y tratadas con el antiviral produjeron menos VIH en comparación con las superficies vaginales sin bacterias pero tratadas con el mismo medicamento.

El Dr. Marc Baum, científico principal de Oak Crest y coautor de la investigación, afirma que este modelo es único, ya que recrea fielmente el ambiente vaginal, tanto en términos de la fisiología celular del huésped, como el microbioma vaginal complejo asociado, que anteriormente no podía ser cultivado. “Creo que será de gran valor en el estudio de las infecciones de transmisión sexual”.

Fuente: Eurekalert

 
 

ENFERMEDAD GENÉTICA PODRÍA GENERAR MÁS COLESTEROL

colesterol

Una de las enfermedades genéticas “raras” es la hipercolesterolemia familiar homocigota, un trastorno que incapacita a las células del hígado para eliminar el colesterol malo (LDL) de la sangre, lo que acelera la formación de ateromas y lesiones en la capa interna de la arteria, provoca infartos al corazón, embolia cerebral y otras complicaciones.

De acuerdo con el doctor Enrique Morales Villegas, cardiólogo del Centro de Investigación Cardiometabólica de Aguascalientes, los individuos con hipercolesterolemia familiar homocigota tienen hasta 20 veces más probabilidades de sufrir una enfermedad coronaria. El factor de riesgo de padecer esta patología se encuentra en la población adulta en el país.

Si la gente presenta niveles de colesterol LDL mayor o igual a 190 miligramos por decilitro en adultos y menor o igual a 16 en menores de 20 años, existe la posibilidad de padecer dicha enfermedad.

“Para vivir necesitamos de 25 a 50 miligramos por decilitro de colesterol, y hay personas que tienen tres veces más de colesterol del que necesitan; el exceso se deposita en las arterias, lo que provoca inflamación y obstrucción de las mismas, abultamiento en manos, párpados y tobillos, producto de la acumulación de grasa”.

Este trastorno se caracteriza porque el metabolismo no puede “meter” el colesterol a las células para que sea utilizado ya que se carece de un receptor o este presenta algún defecto, lo que provoca la hipercolesterolemia. Por ello, se han reportado niños de 18 meses de edad con esta patología e infartos al corazón, y sin tratamiento, no sobreviven a los 35 años.

El doctor Morales Villegas explica que en la población mexicana hay pacientes con esta patología y en el Centro de Investigación Cardiometabólica de Aguascalientes se enfocan a la prevención cardiovascular primaria, como es el caso de la detección de los factores de riesgo como la obesidad y presión arterial alta, colesterol y glucosa.

“Hay dos momentos de detección de los factores de riesgo, como es el caso de la obesidad, presión arterial, cifra alta de colesterol y glucosa. Si las personas mayores de 18 años tienen estos padecimientos es indispensable que se atiendan, y el especialista debe ser capaz de educarlos para mejorar su estilo de vida”.

En la población de la región la tarea ha sido detectar los factores de riesgo antes que ocasionen la enfermedad, y aplicar el tratamiento adecuado con el fin de reducir el riesgo de que la persona sufra un infarto.

El especialista en cardiología indica que las cifras de colesterol que muestra la población son preocupantes porque es el principal factor de riesgo para desarrollar arterosclerosis que es el depósito de colesterol en el interior de las arterias que provoca inflamación y de manera eventual obstrucción crónica o aguda. Las arterias llevan oxígeno y nutrientes a los tejidos que de ellas dependen, y si una se obstruye sobreviene el infarto.

Por el momento, en el tratamiento para dicha patología genética son empleadas las estatinas que favorecen el factor para que el colesterol se introduzca en las células y lo procesen. Con este tratamiento se ha duplicado la expectativa de vida y el tiempo de aparición de un evento cardiovascular. Resulta difícil que los individuos alcancen los niveles deseados de colesterol, pero sí mejoran su expectativa de vida. (Agencia ID)

POTENCIADORES SEXUALES, SALUD EN RIESGO

Los productos que prometen incrementar la potencia sexual han ingresado al mercado mexicano de manera vertiginosa, y pueden ser adquiridos desde puestos callejeros, sexshops, hasta farmacias; en estas últimas compartiendo espacios con medicamentos de libre acceso. Desde luego, cabe mencionar que Internet está invadido por sitios que no sólo los publicitan, sino también los comercializan.

Aunque los también llamados “vigorizantes sexuales” generan controversia respecto a su uso y funcionamiento, han adquirido un lugar privilegiado. ¿A qué se debe este fenómeno? “A que venden a la población masculina la idea de que por medio de su consumo, supuestamente, serán hombres infatigables con potencia sexual extraordinaria. Sin embargo, no existen investigaciones que avalen su seguridad y eficacia”, acota el doctor Juan Luis Álvarez-Gayou, quien se desempeña como director general del Instituto Mexicano de Sexología (Imesex)

Los fabricantes de los “potenciadores sexuales” se aprovechan de la falta de educación sexual que todavía prevalece en México la que, al mismo tiempo, conlleva a inseguridades en materia de sexualidad. “Si tomamos en cuenta que los hombres planteamos y vivimos nuestra masculinidad en torno al pene, en consecuencia, una de las experiencias más devastadoras es no obtener una erección alguna vez. Entonces, con tales productos se pretende hacer creer al varón que al consumirlos, nunca tendrá problemas en su rendimiento sexual”, señala el entrevistado.

Sin embargo, por diversas razones, todos o la gran mayoría de los hombres en alguna ocasión no han logrado que su pene se torne erecto pese a haber recibido estimulación por parte de su pareja. A muchos les aterroriza este hecho, sobre todo cuando no poseen suficiente educación e información sexual.

“Este tipo de situación hizo, por ejemplo, que los medicamentos erectógenos fueran el negocio más multimillonario que hayamos visto. Millones de varones en todo el mundo empezaron a consumirlos, incluso jóvenes sin problemas de disfunción eréctil lo hicieron pensando que tendrían una potencia sexual mucho mayor”, comenta el doctor Álvarez-Gayou.

Del efecto placebo al peligro
Posterior al lanzamiento de los medicamentos erectógenos, el mercado comenzó a verse invadido por “supuestos” sucedáneos, todos ellos ofreciendo lo mismo: más energía y mayor desempeño sexual. Se les encuentra en forma de cápsulas, tabletas, gotas, ungüentos o polvos, muchos de ellos fabricados por tiendas naturistas, laboratorios o empresas extranjeras.

“Debido a que estos productos no tienen efectos comprobados, lo que pueden generar en los consumidores es lo que en Medicina se conoce como ‘efecto placebo’. Es decir, se tiene tanta fe en la pastilla consumida, aunque sea tableta de azúcar, que se siente que hizo un bien o el efecto deseado”, revela el sexólogo.

Y reconoce la existencia de otras fórmulas que pueden ser peligrosas, por ejemplo, aquellas que contienen la hormona masculina testosterona, pues su administración desequilibra el sistema endócrino. Para entender mejor cómo afectan al organismo, el director del Imesex comenta que en primer lugar hay que saber que en el cerebro hay una glándula llamada hipófisis, la cual le ordena a los órganos productores de hormonas que lo hagan cuando detecta que las concentraciones en el cuerpo son bajas, o bien que detengan la secreción de las mismas cuando el nivel se ha elevado.

Ahora bien, los testículos, además de generar espematozoides, son órganos que secretan testosterona; entonces, ¿qué sucede si un varón toma pastillas de esta hormona? “Aumentan las concentraciones en sangre, por lo que la hipófisis la detecta en demasía y deja de mandar la señal estimulante para su producción. En consecuencia, esta función normal, así como la del testículo pueden atrofiarse”, advierte.

Otro compuesto que llegan a incluir algunos potenciadores sexuales es yohimbina, sustancia utilizada por veterinarios para que los bovinos se apareen. Debido a que tiene esos fines, se cree que al ingerirse aparecerá un intenso deseo erótico, así como potencia y capacidad sexual extraordinaria. “No obstante, el efecto obtenido es irritación en el sistema nervioso, que se manifiesta con nerviosismo, enojo, malestar y cuadros depresivos”, anota el entrevistado.

El tamaño: otra preocupación
Mención aparte merecen las bombas de vacío y otros dispositivos que se promocionan como métodos infalibles para hacer crecer el pene; muchos anunciantes prometen un incremento de 4 a 8 centímetros, lo cual deja maravillados a los hombres y sin pensarlo hacen la compra.

“En efecto, otra de las preocupaciones masculinas es el tamaño del pene, pues muchos varones piensan que si fuera más grande serían más atractivos y mejores amantes. Sabemos que esta cuestión no es un factor importante para satisfacer a una mujer; de hecho, hay hombres con miembros muy grandes que sufren porque en lugar de enloquecer a sus parejas, las lastiman”, manifiesta el sexólogo.

En cuanto a la bomba de vacío, se ha llegado a promocionar como un medio para agrandar el pene con el uso constante. Se trata de un dispositivo provisto de un tubo de plástico (en donde se introduce el pene) conectado a bomba que extrae en forma manual el aire dentro del cilindro, consiguiendo que la presión de la sangre aumente en las venas del miembro y que éste se levante.

En ese momento, se ciñe un anillo en la base del órgano, de manera que la sangre se mantenga en esa zona a presión constante. Sin embargo, su uso es sólo bajo prescripción médica en casos de parálisis que afecte la zona pélvica y en ciertos casos de disfunción eréctil, y de ninguna manera incrementa el tamaño del miembro masculino.

Hay otros dispositivos que se colocan desde la base del pene hasta el glande, de modo que generen especie de estiramiento, según se explica, por medio de la tracción se van produciendo células que, con el paso del tiempo, crean agrandamiento.

“No hay procedimiento alguno, medicamentos ni acciones físicas que aumenten el tamaño del pene. Y debe tenerse mucho cuidado con los dispositivos antes citados, porque una acumulación de sangre por tiempo prolongado puede generar gangrena, y un estiramiento fracturar estructuras internas”, puntualiza el doctor Álvarez-Gayou.

Karina Galarza Vásquez

CAMINO A MACONDO

MUY  TEMPRANO  EN  LA  MAÑANA  SE   FUE  A  BUSCAR  A  MACONDO.

SU  CUERPO  COMO  UN  RAYO  DE  LUZ,  TREPO  EL  HORIZONTE  QUE  OLIA  A  VIOLETAS,  A  CRISANTEMOS.  Y,.. SE  PERDIO  EN UN  ARCO  IRIS,  DE  NUBES,  DE  ROCIO,  DE  NIEVE,  DE  FRIO,..CONVIRTIENDOSE  EN  CAMINO  DE  MIL  COLORES.

POR  ESO,  CUANDO  LA  MUERTE  VINO  A  BUSCARLO,  NO  LO  ENCONTRO,.. YA  SE  HABIA  IDO,…SOLO  EL   Y  SU  ALMA.  SE  HABIAN  IDO.

ERA  HORA  DE  VOLVER  AL  LUGAR   DE  SUS  RECUERDOS.

QUE  POR  CIEN  AÑOS  ESPERABA SU  REGRESO.

LOS  QUE NO  LO  VIMOS  PARTIR,  LE  DECIMOS,..  HASTA   PRONTO¡¡,   SEÑOR   GABRIEL  GARCIA  MARQUEZ.

 Imagen

 

Manuel  Dorantes  Suarez

Abril  del  2014

DINKS, OTRO MODELO DE PAREJA

Los continuos cambios sociales de los últimos años han convulsionado la tradicional estructura familiar. Al modelo monoparental se suman los dinks, parejas que rompen el estereotipo de la familia feliz con hijos. Su forma de vida y manera de pensar ya han levantado ampollas en la sociedad mexicana, que les lanza severas críticas.

¿Por qué se les llama dinks? Este término se deriva de la frase inglesa Double Income, No Kids, que significa: doble ingreso y sin hijos. En realidad, no son una generación, ni constituyen una categoría de límites definidos que pueden cuantificarse en cifras y no forman ningún clan, sino sencillamente son parejas alternativas a las tradicionales.

“Las relaciones dink han conquistado cada vez más espacios a nivel mundial. Tuvo inicio en la mentalidad de los hombres, quienes empezaron a retrasar el nacimiento de sus hijos hasta decidir no tenerlos. En los últimos años, las mujeres han seguido este modelo y tienen más interés en formar una vida en pareja que una familia, y los hombres son quienes muchas veces les dan gusto; finalmente para el género masculino es más fácil renunciar a la paternidad”, indica el doctor José de Jesús González Núñez, director del Instituto de Investigación de Psicología Clínica y Social y catedrático de la Facultad de Psicología de la UNAM.

Existen infinidad de argumentos conscientes e inconscientes que motivan a una persona o pareja a decidir no tener hijos y debido a que es una decisión trascendental, existen muchas cuestiones que generan ambivalencia, duda e incertidumbre sobre la conveniencia o no de procrear.

“Lo más básico es la postergación de la maternidad, pues la mujer ya no tolera interrupciones que fracturen sus estudios o desarrollo profesional. Y el fenómeno dink, como tal, ha ido surgiendo como pacto, y hay quienes están inmersos en él con toda conciencia y dominio”, explica el psiquiatra y psicoanalista Giuseppe Amara Pace, egresado de la Universidad de Roma y con estudios en el Instituto Mexicano de Psicoanálisis, donde fue discípulo del pensador alemán Erich Fromm.

Decisión compartida
Las razones para no tener hijos son diversas, ya sea por problemas económicos, preocupación por no poder educarlos de manera adecuada o angustia de traerlos a este mundo tan inhóspito. Y desde otra perspectiva, muchas parejas ahora toman sus decisiones de manera libre y ya no se dejan influir por presiones sociales que, de antaño, han estipulado que el objetivo de toda unión amorosa es la procreación.

Hay mujeres que no sienten un instinto maternal o no se encuentran aptas para llevarlo a cabo, así como hombres que tampoco son paternales. Esta es la otra cara de la moneda, con frecuencia oculta e inaceptable para nuestra sociedad.

De acuerdo con el último Informe de Ejecución del Programa de Acción de la Conferencia Internacional sobre la Población y el Desarrollo, editado por el Consejo Nacional de Población (Conapo), los hogares mexicanos constituidos por parejas sin hijos se han incrementado ligera pero sistemáticamente. Desde luego, el fenómeno dink aún está muy lejos de acercarse a los niveles de países, como Suiza, Australia, España, Francia o Italia.

Al respecto, el doctor Amara Pace indica que dicha situación no se ha extendido en México con la misma magnitud que en los países europeos porque todavía está muy arraigado el rol tradicional de la maternidad como misión de vida. “Muchas mexicanas difícilmente renuncian a ella, aunque puede apreciarse que las universitarias ya la trasladan a segundo o tercer plano”.

Y agrega que en el país es más frecuente que uno de los miembros de la pareja no quiera tener hijos. Muchas veces se trata de un acto de amor paradójico, pues hay quienes consideran que la situación mundial y nacional cada vez va a ser peor debido a los índices elevados de violencia e inseguridad en las calles, la situación económica precaria y la creciente falta de empleo. Entonces llegan a expresar lo siguiente: “Si el niño o niña va a enfrentarse a situaciones hostiles y experimentar lo que he vivido, ¿para qué lo traigo al mundo?”.

“Considero que en México la extensión del fenómeno dink está fuerte. Aunque hay mujeres que todavía se resisten a renunciar a la maternidad, podría decir que dos de cada 10 no quieren tener hijos, y esto es considerable en nuestro medio. Además, mientras siga habiendo dificultades laborales y en el trato humano, así como inseguridad, cada vez se incrementará más esta tendencia”, acota el doctor González Núñez.

Ahora bien, otro factor que destaca el doctor Amara Pace es la competitividad moderna, la cual sustenta el bienestar en el éxito personal y profesional. De esta manera, mujeres y hombres se empeñan en tener una carrera, desarrollo laboral, buena remuneración económica, casa propia, automóvil y oportunidades para viajar y divertirse.

La sociedad no perdona
Cuando una pareja no tiene hijos, con frecuencia se le considera infeliz, incompleta, vacía y no realizada, aunque también le ponen la etiqueta de egoísta o anormal. La sociedad hostiliza a la pareja, pues no le perdona que renuncien a ser los “guardianes” de la especie. Así, es común escuchar comentarios como “ha de ser lesbiana”, “seguro se casó con un gay”, “nunca lograrán su realización”, “¿no quieren tener hijos o no pueden?”, “no van a ser felices”, “¿no eres lo suficientemente hombre como para embarazarla” o “no sirves como mujer”.

Sea cual fuere la decisión que tomen las parejas sobre tener hijos o no, es esencial que lo hablen y pongan sobre la mesa sus expectativas acerca de la maternidad y paternidad. Ello les permitirá tomar una decisión conciente y madura.

Karina Galarza Vásquez

 
 

OBTIENEN POLITÉCNICOS PRIMEROS LUGARES EN COMPETENCIA MUNDIAL DE ROBÓTICA

Por primera vez en la historia del concurso de robótica más importante a nivel mundial, RobotChallenge 2014, jóvenes mexicanos del Instituto Politécnico Nacional (IPN) obtuvieron el primer, segundo y tercer lugar en las Categorías de Microsumo, Nanosumo y Estilo Libre.

Los estudiantes Diego Daniel Navarro Hernández, Daniel Rubén Rojas Rodríguez, Óscar Alberto Trejo Espinosa y Adrián Sánchez Reyes, de la Escuela Superior de Ingeniería Mecánica y Eléctrica (ESIME), Unidad Zacatenco, lograron la hazaña de llegar a la final de Microsumo con dos prototipos de su creación: Bettlejuice y MicroAZTK, con los que ganaron para México el primer y segundo lugar, respectivamente, en la competencia robótica que se llevó a cabo en la Universidad de Viena, Austria.

Su liderazgo en el certamen fue claramente marcado con sus robots que se enfrentaron en la batalla final, después de vencer a rivales de Rumania, Lituania, Alemania y Polonia, entre otros.

“La precisión en el diseño, desarrollo y ensamblaje de los prototipos, especialmente en su sistema de transmisión y estabilidad, nos permitió tener la supremacía en el concurso al que acudieron expertos en robótica de alrededor de 40 países”, indicaron los jóvenes politécnicos de la ESIME.

En tanto, otro equipo de alumnos de la Unidad Profesional Interdisciplinaria en Ingeniería y Tecnologías Avanzadas (UPIITA), integrado por Francisco Román Barajas García y Rafael Hernández Tovar, también destacaron en la Categoría de Microsumo con el robot Excelso, que ganó el tercer lugar.

Asimismo, Barajas García y Hernández Tovar se adjudicaron otro tercer sitio en la Categoría de Nanosumo con el prototipo Nano BSG, el cual pasará a la historia de este concurso por ser el primer robot en conseguir esa posición no sólo para México sino también para América Latina. 

Sus creadores señalaron que estos triunfos reflejan el gran esfuerzo y dedicación que han puesto en el desarrollo de sus diseños, para que estén en constante evolución y a la altura de los mejores prototipos europeos.

En tanto, en la categoría de Estilo Libre, el robot pianista Rohmus, de Miguel Adad Martínez Genis, de la UPIITA, fue la sensación de la competencia robótica, en la que también se adjudicó el tercer lugar. Aunque algunos prototipos demostraron avances tecnológicos, el público y los jueces quedaron impactados con la música clásica que ejecutó Rohmus.

“El mejor de los premios no fue precisamente el tercer lugar, sino ver cómo el público que acudió de diversos países del mundo se conmovían al escuchar, de un robot, la interpretación de Oda a la Alegría, de Beethoven; El Lago de los Cisnes, de Tchaikovski, y Minuet en Sol, de Bach, entre otras”.

Martínez Genis relató que la emoción lo invadió hasta las lágrimas cuando supo que, en 1813, en ese mismo recinto de la Universidad de Viena, Beethoven presentó por primera vez su Séptima Sinfonía “y hoy, después de 200 años, otra de sus obras es interpretada por mi robot”.

 
 

Smile! You’re at the best WordPress.com site ever

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 114 seguidores